Con la llegada de este año, los retos de los profesionales y directores –CMOs- de Marketing se han vuelto mayores. Las tecnologías emergentes, especialmente la Inteligencia Artificial, han provocado un cambio de paradigma de las experiencias tradicionales de los clientes, que se han convertido en experiencias completamente personalizadas. Tener campañas exitosas, analizar datos en tiempo real, mejorar el retorno de inversión y muchas otras tareas, hacen parte del día a día su día a día.

Con las tecnologías emergentes, los directores y profesionales de Marketing han adquirido una gran responsabilidad en el posicionamiento y éxito de una marca. La IA, la necesidad de personalización de experiencias y las soluciones en la nube, son algunos de los retos afrontan este año.