Una de las novedades que incorpora Windows 10 es que ahora puedes convertir un smartphone o tablet en una computadora de escritorio a través de Continuum.

Para iniciar se debe de conectar el teléfono a un dock o soporte a través del puerto USB tipo C, el cual presenta diferentes tipos de conexiones, también lo puedes hacer a través de un dispositivo que soporte miracast para conectarlo inalámbricamente, luego el móvil inmediatamente vibrará y te indicará que se está conectando al monitor.

La interfaz cambia considerablemente para ofrecerte una experiencia similar a lo que presenta una computadora de escritorio esto también se le puede conectar un mouse o un teclado para que nuestra navegación sea más fácil y cómoda.

Las aplicaciones predeterminadas de Microsoft se adaptan totalmente al nuevo tamaño de pantalla dando una vista similar a la que los usuarios están acostumbrados a observar en una computadora.

Lo que realmente llama la atención es que al momento de abrir una aplicación en la pantalla que estamos usando como computadora y vamos a nuestro smartpnone y queremos utilizar otra aplicación esta tarea no se vería afectada bajo ningún motivo, así podemos trabajar en varias ventanas al mismo tiempo.