Tu pequeño smartphone gasta más energía que un refrigerador de tamaño promedio utiliza alrededor de 322 kilowatts por hora al año; y el iPhone, gasta 361.

Según el estudio “The colad begins with coal. Big data, big networks, big infrastructure, and big power”, estos dispositivos en el mundo utilizan mil 500 terawatts por hora, esto es 10% de la energía mundial, lo que es igual al consumo de electricidad total mundial registrada en 1985.

Con esto, se podría abastecer de energía eléctrica a 90 mil hogares.

El estudio arrojó que se necesitará mucho más energía en el futuro, esto a medida de que se utilicen más dispositivos para transmitir programas de televisión o películas.

Para revertir este problema, Apple está trabajando en encontrar estrategias para disminuir el consumo de energía de sus aparatos.